¿Qué son los ataques de pánico?

Un ataque de pánico és un momento de ansiedad muy fuerte, que aparece de forma brusca, temporal y rápida, y en que la persona siente sensaciones muy fuertes y pensamientos negativos.

És importante destacar que aparecen de manera inesperada, en situaciones y momentos en que aparentemente no deberían suceder. Esta és una de las claves, pues debido a “darle demasiada importancia” o “darle demasiadas vueltas” a este intenso miedo y malestar que se ha sufrido (necesitamos buscar una explicación lógica a lo sucedido) puede acabar desencadenando el trastorno de pánico (con o sin agorafobia).

Ya he hablado anteriormente, aunque por encima, acerca de las sensaciones. Le dedicaré unos cuantos posts, así como también acerca de los pensamientos negativos, pues són las dos grandes piedras angulares que provocan que la vivencia del ataque de pánico se ancore en la zona de los recuerdos en nuestro cerebro, y debido a su intento de racionalizarlo o darle explicación, se desarrolla el miedo a que vuelva a suceder, desencadenando -en algunas personas- la agorafobia).

Normalmente duran sólo unos pocos minutos, llegando a su máxima intensidad alrededor de 10 minutos después de desencadenarse (muchos me discutiréis este punto. Por eso le dedicaré en el futuro un post entero a hablar de su duración, pues es importante saber diferenciar la ansiedad provocada por el mismo ataque, de la ansiedad que provocamos mentalmente al pensar acerca de lo que nos acaba de suceder).

Otros sinónimos de ataque de pánico podrían ser crisis de angustia, crisis de ansiedad, ataque de ansiedad, etc.

Por favor, si te ha sucedido recientemente y le estas dando vueltas NO LE BUSQUES EXPLICACIÓN (puede que por esa razón estés leyendo esto ahora)Si persiste el MIEDO o no puedes controlar que te venga una y otra vez la imagen de lo sucedido, si tienes la NECESIDAD de explicarlo (y que te entiendan, cosa que ni tu mismo sabes hacer…), acércate sin complejos a un centro de salud. Una simple conversación con el mismo médico de cabecera te ayudará, pues aunque no pueda explicarte lo inexplicable, te entenderá y sabrá orientarte acerca de cómo solucionar lo sucedido y el mejor modo de recibir ayuda.

Muchas gracias por leerme. Recordad que nuestro cerebro es muy poderoso (a veces incluso “demasiado”). Todo tiene salida, todo camino tiene un destino, y si bien las crisis de ansiedad pueden marcar la vida de una persona, SE PUEDE de verdad reducir esa OBSESIÓN que no nos deja vivir.

 

¿Qué es la ansiedad?

Antes de ponernos a fondo en lo que atañe directamente al trastorno de agorafobia, debemos entender bien el detonante de ella: La ansiedad.

¿Qué es la ansiedad?

La ansiedad és una emoción. Todos la hemos sentido alguna vez.
Cuando sentimos ansiedad, notamos que se desencadenan algunos cambios en nuestra persona y en nuestro cuerpo:
  • Sensaciones físicas (nuestro corazón va más deprisa, respiramos más rápido, nos sudan las manos, etc.).
  • Pensamientos (centramos nuestros pensamientos en “algo” que va a passar, que es el hecho que nos produce ansiedad)
  • Cambios de comportamiento (estamos más activos, nos movemos más, evitamos o provocamos una situación, etc.)
Todas estas situaciones són perfectamente normales, pues és precisamente la ansiedad la que sirve a cualquier persona para hacer alguna cosa o para afrontar alguna situación.
La ansiedad va con nuestro instinto como especie animal que somos. y la ansiedad és buena porque és la que nos permite reaccionar frente a las situaciones que el mundo nos expone.
Así pues, la ansiedad es buena, aunque sea en grados altos:
  • es buena en grados bajos, pues nos permite reaccionar ante situaciones leves que nos incomodan (puede que sea un ejemplo absurdo, pero cuando tenemos hambre, cuando tenemos que ir al baño, cuando sentimos que nuestro cuerpo está sucio, es precisamente la ansiedad que ello nos genera la que nos permite activar nuestro cuerpo y emprender las acciones necesarias para comer, para ir al baño, o para ducharnos).
  • es buena en grados medios, pues es la que nos permite mantener nuestro cuerpo y nuestra mente atentos y receptivos cuando estudiamos, cuando trabajamos, cuando leemos el periódico, cuando estamos en una reunión, etc.
  • y incluso es buena en grados altos, inclusive muy altos, pues es la que nos permite apartarnos apartarnos cuando cruzamos la calle y viene un coche corriendo, la que nos permite echarnos a correr cuando vemos que no pillamos el autobús, o la que nos permite por ejemplo reaccionar ante ataques físicos, ya sea desde un animal de compañía que quiera mordernos hasta una persona que quiera pegarnos. En casos límite como en el ejemplo de reaccionar ante un coche que viene corriendo y nosotros estamos cruzando la calle, imaginad si és buena la ansiedad, y a un nivel tan alto, que literalmente nos salva la vida !!!
El problema pasa cuando esta ansiedad, sea baja, media o alta, nos bloquea. Cuando esta ansiedad “buena” que nos permite actuar frente a todas las situaciones de la vida nos bloquea deja de ser ansiedad activa, y pasa a ser un tipo de ansiedad que nos bloquea. A esta la llamaremos Pánico.
En el siguiente post os hablaré acerca del pánico, pues es una de las partes fundamentales para entender el orígen de la agorafobia.
Nota: La agorafobia se define clínicamente como un derivado de los trastornos por ataques de pánico, y va intrínsecamente ligada a estos. De echo el nombre “técnico” es “trastorno del pánico CON agorafobia” (hay personas que sufren trastornos del pánico y no desarrollan la agorafobia. Se calcula que sólo el 30% llega a desarrollar agorafobia). Aún y eso, es posible encontrar casos de personas con agorafobia que no exterioricen el pánico. Yo mismo me he cruzado en la vida con alguna persona en esta situación.

Qué NO és la Agorafobia

Hola, qué tal?
yo… ya ves. Viernes por la noche, y en casa.

Soy agorafóbico.

La Wikipedia define la agorafobia como:

La agorafobia es un trastorno de ansiedad que consiste en el miedo a las situaciones cuya evitación es difícil o embarazosa, o donde no se puede recibir ayuda en caso de sufrir una crisis de pánico. Un ataque de pánico o crisis de ansiedad consiste en un cuadro clínico caracterizado por el aumento de la frecuencia cardíaca, elevación de la presión sanguínea, respiración agitada, sudor, sensación de ahogo, mareo, temblores y despersonalización.

Si padeces agorafobia, como yo, creo que pensamos lo mismo acerca de esta definición.

Si eres un familiar o deseas información sobre la agorafobia, deja de buscar y rebuscar entre definiciones científicas, psicológicas, y mil confusiones que sólo ayudan a NO ENTENDER la agorafobia (que de por sí ya és muy difícil de entender incluso para los que la padecemos).
Te invito a que dejes a un lado la mayoría de cosas que has leído, visto o oído (hay atrocidades en internet, y siempre cuentan el peor de los casos con todos los síntomas al completo).

Nunca intentes sacar un diagnóstico de un tema médico de internet. Acude a un médico de verdad !!!

Después de decir pestes sobre internet, irónicamente te invito que sigas leyendo mis posts y los comentarios que sobre ellos pueden hacer otras personas. Mis posts NUNCA sustituirán la palabra de un médico. Simplemente, como agorafóbico que soy, mis posts pueden ser un “complemento vitamínico” a las explicaciones que recibas de los especialistas.

No se puede EXPLICAR la agorafobia en un simple post. Es muy difícil de explicar el torrente de emociones y sensaciones que IRRACIONALMENTE invaden a un agorafóbico a todas horas y frente a cualquier situación.

Es IMPOSIBLE de entender racionalmente la agorafobia si no la padeces o la has padecido (SÍ !!! he dichos HAS padecido !!! SE PUEDE !!!). Básicamente no se puede entender por dos razones:

  • Primero porque no se puede comparar a ninguna experiencia que haya vivido la persona que se interesa (no es como otras dolencias como la migraña por ejemplo, que todos hemos tenido algún dolor de cabeza y podemos intentar “hacernos una idea qué és”, y aunque no logremos entender su magnitud real, si que tenemos una experiencia prèvia con qué comparar).
  • En segundo lugar és difícil de entender porque no hay “ninguna radiografia física” con la que los agorafóbicos podamos mostrar “gràficament” lo que no sabemos explicar con palabras.

Cierto que se ven algunos efectos desde fuera (ni se ven todos, ni mucho menos se perciben por los demás con la intensidad y agonía con que se sufren). Aunque como cualquier otro trastorno psicológico, los síntomas casi diría que son sólo la punta del iceberg, pues el pesar del MIEDO y la ANSIEDAD que se sufre, queda invisible en el interior del afectado, sin mostrarse al mundo que le rodea.

Podría llegar a afirmar que la agorafobia se sufre en soledad y incomprensión (reitero que es incomprensión cuando ni uno mismo entiendo lo que le pasa, és difícil de explicar a los demás lo que te sucede).

Si esta incomprensión no se trata debidamente se va agudizando día a día (dile incomprensión, dile no saber explicar, o dile miedo a explicar porque simplemente te sientes ridículo con tus miedos). Esto se transforma en un círculo vicioso. Al ver como te vas aislando del mundo… un mundo que por querer ayudarte te esta encima… te acaba agobiando aún más… por tanto te vas cerrando aún más… Busca ayuda médica, porque lo que te pasa sí tiene sentido para los especialistas !!! Ellos sabrán explicarte a ti y a tus familiares y amigos como encarar el tema.

En este blog trataré de ir desengranando poco a poco la agorafobia, hablando como agorafóbico que la ha vivido en sus carnes, y intentando explicar a los demás cómo convivir con una persona que padezca este transtorno, pues és habitual que ni el agora sabe explicarse, ni la gente que está a su lado sabe qué hacer, y la mayoría de veces esta ansiedad y incomprensión que “flota en el ambiente” no hace más que acumularse y volverse a acumular para “hundir” mas al agora (no és que no quiera ayuda, es que la ayuda que recibe no es la adecuada, provocándole más miedo y ansiedad.

Hasta el próximo post amig@s   😀